2.01.2008

Cuatro horas de siesta.

Cuatro horas de desconexión.

Cuatro horas para mí y mi oscuridad, a solas.




Cuatro horas.

No sé dónde.

Lejos. Aquí mismo.

2 comentarios:

Patricia dijo...

Qué siestas tan largas, chica. A mi de da un patatús si me acuesto tantas horas de siesta.
Espero que estés bien, que encuentres paz, que te encuentres siempre, que no busques tanto.
En cuatro horas llegaría a tu casa para despertarte de la siesta con un fantástico paseo.


:)

.María. dijo...

...¿Por qué el ordenador me llama Patricia? (este MAC de las narices) Bueno, no es tan importante. Soy Marieta, la tuya.